22 febrero 2008

Peleas



Hace un par de días, lo de “flipar en colores” se quedó corto con algo que vi desde mi balcón.

Estaba yo tan tranquila en la oficina cuando, de repente, me pareció escuchar unos gritos. Me asomé aprisa al balcón para ver qué pasaba en la calle.

Desde hace un par de meses aproximadamente, a una pandilla de chavales y chavalas les ha dado por ponerse todas las tardes en unas escalerillas de un bloque de pisos de al lado de mi casa. Y os preguntaréis que “para hacer qué”.. Yo diría que, básicamente, para hacer el imbecil, perder el tiempo y, de camino, empezar a echarse a perder ellos mismos poquito a poco (si es que acaso no lo han hecho ya...) fumando porros y bebiendo cervezas o lo que sea toda la santa tarde...

Bien, pues parece ser que el otro día uno de ellos empezó a vacilar a otro, con una novia de por medio (esto por lo que pude deducir de lo que escuchaba) y, claro, empezaron a encenderse cada vez más, cada vez más, hasta que empezaron a liarse a mamporros unos con otros.

No os podéis imaginar la cantidad de barbaridades que soltaban por esa boca todos. Por un lado, los tíos yendo los unos por los otros, por otro lado, las tías intentando apaciguar a los tíos (dicho sea de paso, a base de palabrotas también). Así que, entre unos y otras, por lo menos eran 12 ó 14.

En esto, que uno de ellos, se va para la moto de uno, la tira al suelo, empieza a darle patadas, etc.. Y a partir de ahí, es cuando empecé a flipar sobremanera con lo que a continuación pasó...

El dueño de la moto se va flechado para la acera de enfrente, donde había otro de ellos, parado en una moto. Hecho un energúmeno, saca de la moto una cadena (con los eslabones más gordos que Falete), se arremanga el jersey, se relía la cadena en la mano y, fuera de sí, se va para el que le había tirado la moto al suelo. Os aseguro que escuchar el ruido de la cadena arrastrando por el suelo y los gritos del tío soltando todo lo que soltó por esa boquita, hasta ponía los pelos de punta...

A partir de ahí, los movimientos fueron tan rápidos que casi ni me dio tiempo a verlo, y la siguiente escena que veo es la siguiente...

Uno con la cadena, otro con una barra de hierro, que no sé de dónde porras salió, pero salió, otro cogiendo sillas del bar para lanzarlas, y tres ó cuatro navajas, que no os digo nada los pedazos de cuchillacos que eran! Unos corriendo detrás de otros, algunos intentando separarlos, las niñatas pegando gritos, la gente que transitaba la calle que, en ese momento era mucha (pues hay una cafetería con mesas en la calle, una academia de inglés, y esto justo coincidió con la hora de salida de los críos, comercios, etc..), sin saber bien qué hacer, intentando quitarse de en medio rápidamente, algunos corriendo asustados, otros parados presenciando el “espectáculo” y un par de muchachos intentando ayudar a parar la pelea (locura por su parte, por cierto..). A todo esto, que no lo he mencionado, con el peligro añadido de los coches circulando por la calzada, que casi atropellan a uno, porque claro, estaban como para ponerse a mirar si estaba en rojo o no el semáforo, mientras se peleaban, corrían y demás...

Yo lo estaba viendo desde un tercer piso, así que tenía una visión global de todo; es que parecía de película, pero no, era real, estaba pasando; y debajo de mi casa, que es un buen barrio y tranquilo, ¡qué fuerte! Absolutamente atónitos, mi tío y yo contemplábamos desde las alturas cómo en un par de minutos aquello se había convertido en poco menos que una batalla campal. Yo cuando vi a uno de ellos ir hacia uno con una navaja en cada mano y al otro con la barra de hierro, me eché las manos a la cabeza. “Dios mío, la que se va a liar aquí! Que se van a desgraciar la vida!”, pensé.

Por supuesto, eché mano al teléfono para llamar a la Policía. “En estos momentos no le podemos atender. Todas nuestras líneas están ocupadas. Inténtelo de nuevo pasados unos minutos. Gracias”. Volví a llamar. La misma respuesta. ¿Cómo? ¿Me lo puede repetir? Sin comentarios...

Como vi que en la calle había gente llamando también, ya no insistí más. Afortunadamente, enseguida llegaron dos coches de la poli. Un par de chavales se percataron y avisaron a los demás, y algunos salieron pitando en la moto. Uno de los coches, salió tras de ellos, que ya no sé si los cogerían o no. Y el otro, se quedó allí. Estuvieron haciendo preguntas y se llevaron a unos cuantos. Y bueno, ya del resto de la historia no me enteré. Supongo que, quizá, llamaran a los padres y, seguramente, en pocas horas los soltarían a todos y poco más.

Y ahora a mi ,se me vienen varias reflexiones a la cabeza.

La primera de ellas es que aún no entiendo qué es lo que les sucede a los hombres que no son capaces de tragarse ese orgullo masculino que le sale hasta por las orejas y que les lleva a ir encendiéndose, encendiéndose, hasta que se les infla la vena de tal manera que no pueden más que liarse a puñetazos con el otro; y que hace que, en vez de llevarse un desplante, una vacilada, o lo que sea, además, se lleven una manta de palos que puede que acabe hasta en una desgracia.

Las edades de los susodichos rondaban entre los 15-16 años y los 20-21. Me parece increíble que, a edades tan tempranas, la juventud tenga tan perdido el norte como, obviamente, lo tienen esta panda de niñatos insensatos. Por lo que me he enterado, la mayoría son del barrio, y estudian (mejor lo entrecomillo: “estudian”) en un buen colegio. Precisamente, en el que estudié yo.

Eso me lleva a pensar que a qué están jugando los padres de todos ellos. ¿Es que no les echan cuenta porque están todo el día trabajando? ¿No se han preocupado de educar a sus hijos dentro de los valores mínimos que considero que toda persona debería tener? ¿los han dado por perdidos directamente? ¿es que como lo tienen todo, están hartos de todo y no valoran nada ni lo que cuesta conseguir las cosas por uno mismo? ¿Si a esas edades ya están a base de porritos y alcohol a diario, qué van a dejar para cuando tengan diez o quince años más? ¿ingresar en una clínica de desintoxicación? ¿qué futuro les espera, estar tirados, sin sentar cabeza nunca? O acabar entre rejas porque un día cualquiera su furia llegue a más y le metan un navajazo a alguien y se lo carguen?

Me sorprendió especialmente una cosa... La agresividad y la rabia tan grandísima que llevaban dentro y que, en el momento en que les saltó el “botón de arranque”, empezaron a descargar de esa forma tan bestial. Se me quedaron grabadas frases como éstas... “¡Me cago en to tús muertos, que te voy a rajar, me cago en Dios!” “¡Tú no sabes lo que has hecho, te has buscado la ruina. ¡Y tú también! ¡Porque yo os juro que os mato!”, “¡A ver si tienes cojones de venir mañana aquí, que te voy a matar, tú no sabes con quién estás hablando, hijo de puta! Te has buscado la ruina!”, etc, etc, etc...

¿Cómo es posible que personas que ni siquiera han cumplido la mayoría de edad algunas de ellas vivan con ese grado de violencia en su interior y pululando a su alrededor? ¿es que para ellos eso es “lo normal”? ¿Quién tiene la culpa de esto? ¿Cómo se puede tener tan poco respeto por la vida propia y ajena? Me preocupa pensar que los jóvenes de hoy (bueno, aunque yo también me considero joven) hayan perdido muchos de los principios y valores esenciales de respeto, integridad, honestidad, justicia, libertad, paz, responsabilidad, civismo, tolerancia, etc... porque ellos serán los que tengan en su manos el mundo. Sin duda, quiero pensar que justamente esa parte de la juventud no sea la que dirija en mundo en un futuro. Si no.. bien apañados que vamos!

Por otro lado, también me llamó la atención el hecho de no poder contactar con la policía. Si bien, no tardaron mucho en llegar. Se me ocurre pensar dos cosas. La primera, que porque no estuvo de Dios que, finalmente, ningún chaval saliera mal parado, porque un navajazo o un mal golpe se tarda en dar segundos. Con lo cual, aunque tardaron poco en llegar, en realidad, perfectamente podrían haber llegado tarde aunque hubieran tardado cinco minutos en llegar..

La segunda es que ¿qué pasa si un día me veo en una situación en la que necesito llamar a la policía y resulta que no me cogen el teléfono? Le digo al que esté robando en mi casa o al que me está atacando que me deje un momentito el móvil para volver a llamar?

Y luego está lo de ayudar o no en una situación de este tipo. Sinceramente, me parece excesivamente arriesgado para la integridad de uno, porque fácilmente, puedes ser tú el que salga con la nariz rota, un navajazo dado o, incluso, en el peor de los casos que no salgas. Se me viene a la cabeza lo que ocurrió hace algunos meses, no recuerdo en qué ciudad, que un joven murió por intentar ayudar a una muchacha que discutía acaloradamente con su novio, y estaba zarandeándola y pegándole creo. El novio, ni corto ni perezoso, se encaró con el pobre chaval, y en uno de los empujones que le dio, se dio un golpe en la cabeza y murió.

Soy consciente de que peleas como ésta, y peores, con heridos y muertos, pasan continuamente en todo el mundo. Y barbaridades peores, de guerras, terrorismo, asesinatos, etc... Pero yo, afortunadamente, jamás he vivido nada de eso tan de cerca. Quizá por eso me resulta tan impactante. Y he querido contaros todo esto que os he contado. No me enrollo más que ya bastante largo me ha salido el post y sé que algunos no queréis posts tan largos, pero es que este tema creo que da para hablar esto más.


Safe Creative #0910204708810

25 comentarios:

Mar dijo...

El mundo está lleno de violencia, y por desgracia lleva mucho tiempo así. Después de ver cualquier telediario, se te cae el alma a los pies...
Yo vivo en una zona bastante tranquila, y este año pasado, una chica de 24 años que se había metido de todo (y no es un decir; cuando le analizaron la sangre tenía restos de cocaína, pastillas, alcohol...) degolló a una señora e intentó matar a otra a navajazos. Todo en mi tranquilo barrio, y a las seis de la tarde. No se me va de la cabeza que a esa hora yo andaba por mi calle, porque había salido a comprar, y me pude haber cruzado con ella... Buff, qué mal rollo.

Patri dijo...

Peleas como estas hay en todos lados, no sería la primera vez que yo me asombro de las ira que hay en este mundo...

Eso sí, opino igual que tú... ¿dónde están los padres? ¬_¬

Besotessssssssssss

mar dijo...

Tienes un regalito en mi blog.
Un besito y una estrella.
Mar

MonikaMDQ dijo...

Hola guapa
Mucha razón llevas en este escrito. Hay mucha violencia y ya se refleja (a diario) en todos lados.
Sobre la agresividad y la rabia es notable tambien, porque parece que tuvieran como odio hacia el otro y entre el orgullo que mencionás y el "te voy a demostrar que soy mejor" puede ocurrir lo peor.
La violencia nos toca a todos y no sólo es tristisimo sino que gravisimo y peligroso para estos dias y si, el tema da para mucho mas. Por ejemplo empezando a aceptar que la agresividad de esos muchachos, en muchos casos o casi todos, viene desde el ambito familiar. UN niño que vive un ambiente violento será un adolescente y aduilto violento tambien...
Pero ya, yo tampoco me enrosco, te entiendo muy bien todo lo expresado...
Te dejo un beso

Cris dijo...

Buenas.... bueno... yo estaba chateando contigo cuando pasó y os puedo asegurar que quedó realmente asustada e impresionada. Parecía mentira que mientras la vida parece de lo mas normal, unos trabajando, otros charlando, otros comprando.. te encuentres justo al lado con semejante escena de violencia absurda y sin sentido y encima te veas desamparado.. Tremendo si.
Espero que no se vuelva a repetir y no te lleves mas sustos así. besos

Anónimo dijo...

fiera, no se en que post hablaste tb de la juventud, y creo recordar que te puse que tb conocías una parte importante de juventud que lucha por lo contrario...por el bienestar de todos, por la tolerancia...y vive respetando al compañero...
Esto es típico en muchos lugares...nuestro barrio y el vecino son conflictivos...y aqui seguimos algunos luchando por dar testimonio de amor...
UN BESOTE de chocolate

Veca dijo...

Es alucinante todo esto. La sociedad cada vez va a peor y estamos a unas alturas que ya no sé si hay una solución para todo esto.
Esta misma semana unas cuantas chicas en Ermua le pegaron con un hierro en la espalda a una chica de 15 años, le quemaron el pelo y le pasaron con una moto por encima de la rodilla......ES UNA LOCURA!!

Pau Llanes dijo...

vagamundeando topé con tus palabras... disfruté de los relatos de tu realidad al otro lado de la ventana como de tus reflexiones "soto voce"... ah... y aprendí de los valores del chocolate para la superficie del cuerpo... qué más se puede pedir de un encuentro al zara... saludos... pau llanes

Angie dijo...

MAR:madre mía! qué miedo! es increible cuánto loco suelto hay por el mundo! El año pasado tambien, en otro barrio,pero a sólo diez minutos andando de mi casa, violaron a una chica que iba camino al trabajo a las 7 de la mañana. Cuando me enteré, pensé igual que tú... "en más de una ocasion, he estado yo a esas horas volviendo a casa".

PATRI: Sí, me pregunto también si acaso puede que ni siquiera saben qué hacen sus hijos cuando no están en casa..

MAR: ya fui a tu blog esta mañana y te dejé mi comentario. ;-)

MONIKAMDQ: Hola Moni! Totalmente de acuerdo contigo. El ambiente y las circunstancias en que el niño crece juegan un papel determinante en el desarrollo posterior de su personalidad. Muy a menudo, los violadores, sufrieron abusos en su infancia, los maltratadores, antes han sido maltratados, etc...

CRIS: Verdad, que estábamos charlando en ese momento! Yo espero también que no se vuelva a repetir, porque la cosa es que como se ponen ahí al lado todas las tardes, el día menos pensado, la vuelven a líar...

ANÓNIMO: Es verdad, fue en el primer post que publiqué en mi blog. Este es, por si lo quieres leer de nuevo: http://elmundodeangie.blogspot.com/2006/11/un-da-de-estos-nos-vamos-todos-tomar.html
En cuanto a tu comentario, es verdad, me consta que sigue existiendo juventud sana y con ganas de hacer las cosas bien. Así que, en realidad, sí sé que no toda la juventud se va por el mal camino (¡¡¡AFORTUNADAMENTE!!!). Me expliqué mal. Lo que verdaderamente me preocupa es que parece que cada vez hay más juventud que no tiene respeto por nada y está perdiendo los valores esenciales de la vida a paso agigantados. No sé, y es como si vosotros, la juventud que sí mereceis la pena, tuvierais que gritar mucho más alto para demostrar que estáis ahí. ¿me expliqué mejor? jeje... Un besote, neni!

VECA: no había escuchado esa noticia. Qué salvajada, por Dios!! A pesar de eso, yo no quiero perder la esperanza de que todo esto tenga una solución! quiero creer que la hay, aunque sea complicado encontrarla!

PAU LLANES: Hola, ante todo, bienvenido! Me alegro que te vayas con buen sabor de boca de esta visita casual que me hiciste! :D Y que te h ayas quedado con ganas de seguir viniendo cuando te apetezca! :)

Besos para todos! Y Feliz finde!

Tenos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
esteban lob dijo...

Hola Angie:
Ya sé entonces que la próxima vez que yo necesite distracción, te pediré que me invites a tu balcón a ver espectáculos en vivo y de acción.

Nooo. En verdad es escalofriante lo que cuentas y peor lo que revelan en sus comentarios Veca y Mar.

Cariños.

esteban lob dijo...

Off Topic:

También leí que en su ausencia desvalijaron las residencias de dos jugadores del Sevilla.
¡Y yo que tenía tu ciudad por idílica!
Pero... pasa en todas partes.

Agata dijo...

Desgraciadamente la pelea creo que no terminó.Seguramente se anden buscando días después...
Lo de la Policía,tiendo a pensar que todos estaban llamando a la vez...Seguro que en si un día te hiciera falta(ojalá que no)los tendrás inmediatamente.
Lo de meterse a ayudar,en ese momento la única ayuda que podías dar era la de llamar a la Policía.Si te metes ahí puedes salir mal parada.Es injusto pero es así.
Yo tengo miedo a que mis hijos,cuando sean mayores,sean así de borricos.Pero estoy intentando que eso no ocurra.Una de las cosas que intento es que les guste la música y tengan que ir a un sitio a estudiarla.Mientras están en ello no están en la "casapuerta"de alguien haciendo el tonto...Buen post.Aunque siento que sea un hecho verídico.

Druid dijo...

empiezo por el final, que soy asi...
El que no quiera post largos, que se fastidie, y se compre un libro de citas celebres.
Lo siguiente, es que cuando yo era mas joven (tengo 33) ya teniamos el norte perjudicado... pero los que llegan ahora, ya no tienen norte ni medida.
Realmente no se en que ha fallado la siguiente generación de padres que siguió a la generación de los mios, pero han metido la pata bastante.
Espero no equivocarme yo tambien.
Bicos.

Agata dijo...

Nena,noticias geniales en el blog de Gema...

Agatha Blue* dijo...

Cuando hablo con B. creo que esto sería lo único que no podría tolerar en un hijo o en una hija mia. La violencia.

Me volvería loca si supiera que es malo o agresivo con otras personas.

De todos modos... esta sociedad nos está volviendo locos... Me pregunto muy a menudo que nos ocurre, porque saltamos a la mínima y donde se ha quedado la cortesía de antes.

Indudablemente, todos deberíamos contar hasta diez para hacer una convivencia sana y un construir un mundo respetuoso para el resto.

Abrazos,

Agatha Blue*

Mogul dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Angie dijo...

ESTEBAN LOB: No tenía ni idea de lo que cuentas de los jugadores del Sevilla. Pero, es cierto que estas cosas pasan en todas las ciudades. Lo que sí te puedo asegurar es que si algún día vienes a Sevilla, volverás pensando que es una ciudad maravillosa e inolvidable! y más si la descubres junto a una enamorada de su tierra como ésta que escribe, jejje!

AGATA: Sí, yo también creo eso, que el día menos pensado la lían de nuevo. La semana pasada no los volví a ver, pero ya están otra vez todas las tardes en el portal de siempre. Lo de la música y tus hijos, me parece una manera fantástica de quitarlos de la calle toda la tarde, y si además les gusta, mejor que mejor!

DRUID: Yo también me hago esa pregunta "qué es lo que ha cambiado". Yo creo que buena parte está en el hecho de que se ha perdido mucha educación y muchos principios y valores.

AGATHA BLUE: Totalmente de acuerdo ni tenemos apenas aguante para convivir civilizadamente, ni tenemos muchas veces esa cortesía de la que has hablado. Enseguida un niñato de estos va a cederle el asiento del autobús a alguien que lo necesite más...

En fin, espero que, al menos, la cosa no vaya cada vez a peor!

Besos para todos!

Angie dijo...

AGATA: ya me ha contado Cris lo de Gema. Enseguida me paso por su blog :)

Silvia dijo...

¡Que triste escena! Yo también quiero saber cual es el secreto para que los jovenes no terminen en la calle, pero cada día es mas y mas dificil, como madre me preocupa todo,que hacen con quien andan, pero tambien se que en esta sociedad solo basta un segundo, solo basta un mal momento,y se ven involucrados sin razon en una situacion como la que relatas...
...me queda escuchar y confiar en que todas mis palabras que parecen ser coladas igual que el té por sus cabezitas tengan hojitas de residuo que los ayuden a enfrentar o no estas situaciones...

Cariños

Silvia

Anónimo dijo...

uuufff....vaya telaaa!!! la verdad que es sorprendente todas estas situciones de violencia!..se te ponen los pelos de punta....
¿como evitar todo esto?..?donde está el problema... ¿los padres?...¿las juntas?....¿la sociedad?......la violencia es algo tan sin sentido, tan alucinante..tan dificil..que de igual forma es dificil buscar la solución y mas si los "involucrados a ella" no la quieren,......

Pero no todo es desgracia porque gracias adios hay gente...jovenes..mayores..que dicen BASTA!! y esta llena de paz, valores, justicia.....VIDA.....porque la violencia es no tener VIDA ni dejar que los demas la vivan.......
es un tema u poco dificil!!!....

MUAKKKKKKKK..........(evixi)

Anónimo dijo...

Yo creo que el problema es que hemos pasado en tres generaciones, de una juventud educada con misa diaria y cántico patrísticas, casi a "manumilitari", y donde la sexualidad era un tema tabú, la de los años 40-65, pero en la que se imbuía a los niños valores de la Urbanidad, que viene de urbano,de principios del siglo XX, ... a una juventud, la actual, a la que se le ha dado todo hecho, que desconoce o desprecia valores, como patria, familia, sacrificio, esfuerzo, trabajo, repeto a los mayores, educación simplemente, y que desprecia todos los valores salvo la libertad. La libertad de hacer lo que le venga en gana, sin importar a quien moleste o a quienes perjudiquen.

La libertad, ... para hacer, sin responsabilidad lo que le de la gana, que se cree el rey del mundo, porque todo se lo dan hecho sin esfuerzo alguno, y que al llegar a los 18 años, han probado de todo, sexo, alcohol, droga blanda , droga dura,... y que aplica a la sociedad el mismo método que le ha dado resultado en casa, la violencia, para conseguir lo que quiera.

Y por medio una juventud diezmada por la droga y el sida, la de los hippies. la de HAZ EL AMOR Y NO LA GUERRA.

La juventud ha perdido el rumbo, y no encuentra en el futuro su destino.

Los jóvenes lideres del mañana, jóvenes de hoy también, tendrán que ser extremadamente duros con ellos mismos para recuperar la situación.

Su sociedad dejará de ser la sociedad del bienestar que hoy hemos conseguido con el esfuerzo de todos. La educación, un derecho será para el que la aproveche, la salud otro derecho sera para el que mire por ella, y así todo. Nada es gratis.

Los dirigentes de esas sociedad del futuro, jóvenes y adolescentes de hoy día, que se han esforzado por preparase para el futuro, por fuerza sacaran del sistema de educacióna quien no rinda en la enseñanza, y de la cobertura sanitaria, a los enfermos alcohólicos y drogadictos, que no puedan pagar su atención hospitalaria, porque el Sistema de cobertura universal, no podrá con ello.


Cuando dentro de 20 años se alcancen las cotas de hepatopatias alcohólicas correspondientes a las macrobotellonas de hoy día, en que cientos de jóvenes están alcoholizado, los dirigentes del mañana, los dejaran fuera del sistema. y su enfermedad evolucionará de forma natural sin ocasionar mermas económica en el sistema sanitario.

Será el problema del mañana de esta juventud educada sin valores.

KarLo dijo...

Que pena tanta violencia...
y mas en las nuevas generaciones :(

Saludos cordiales
Karlo

Garfio dijo...

Si quieres ver cómo se gestan ese tipo de situaciones, te das una vuelta por un instituto de secundaria. En los institutos, normalmente y por fortuna, no se suelen dar esas situaciones, pero sí se ven otras que uno inevitablemente piensa que van a acabar en eso.

Yo creo que lo tengo muy claro: la juventud adolescente de hoy en día esa sobreprotegida. Sobreprotegida por las leyes, por sus padres ... Después hay un batallón de "expertos" que se dedican a estudiar y divulgar las pautas de conducta de los chavales y dictan normas con rango de dogmas para su "correcta" educación. Problema: los chavales no son robots y, por tanto no actúan según pautas necesariamente lógicas o de libro. Tanta sobreprotección les lleva a carecer de sensación de peligro. Fenómeno que, mezclado con revoluciones hormonales, consumo de drogas y alcohol, Rambo y determinados videojuegos, da como resultado ... lo que has visto.

Yo sí que podría enrollarme ...

Angie dijo...

SILVIA: Yo confío en que así sea. No te preocupes, querida Silvia! que la educación que los niños reciben de sus padres, es pilar fundamental para que vayan por un camino u otro.

ANÓNIMO (EVIXI): Afortunadamente existe juventud de la buena. Tú eres claro ejemplo de ello! ;-)


ANÓNIMO: Coincido contigo en aquello de que los jóvenes de hoy en día valoran mucho menos las cosas porque se las han puesto en bandeja. Muchas veces, los padres, en su voluntad de querer ofrecer a su hijos todo lo que puedan porque ellos no pudieron disfruarlo en sus vidas, no se dan cuenta de que adoptan una actitud extremadamente permisiva para con sus hijos, los vuelven demasiado consentidos. Por otro lado, es verdad que a menudo se confunde Libertad con Libertinaje. "Yo puedo hacer lo que quiera porque soy libre de hacerlo", cuando en realidad, la libertad de uno acaba donde empieza la del otro, lo cual es una gran diferencia. En cuanto a lo que apuntas de que en un futuro el sistema dejará de prestar una asistencia sanitaria universal y la educación será para el que sepa arpovecharla, ufff, mucho tiene que cambiar el sistema para que eso sea así. Pero quién sabe cómo será el mundo dentro de 50 años! Lo que si es verdad es que con los pasos (para atrás) tan agigantados que está dando la juventud iniciándose en vicios diversos cada vez a edades más tempranas, la cosa no pinta demasiado bien...

KARLO:Triste, pero así es! demasiada violencia por todos sitios. Bienvenido a mi blog, vuelve cuando quieras! :D

GARFIO: Sí, sé que sabes del tema, tú que tratas con ellos a diario en los colegios. Dices que, no se suelen dar estas situaciones en los colegios pero yo no sabría qué decirte pues sí que es verdad que las cosas han cambiado mucho. El respeto que antes se les tenía a los maetros, ya no lo hay ni por asomo! Claro ejemplo de ellos es la cantidad de acoso que muchos se ven obligados a soportar. También ocurre de compañero a compañero; es increible la cantidad de casos de acoso y chantaje que tienen que soportar algunos chavales sólo porque los autores del mismo consideran que es divertido hacerles sufrir de esa manera; tanto que hasta lo graban con el móvil y lo cuelgan en internet...

Estoy totalmente de acuerdo contigo en que hay demasiada protección, de los padres, como le comentaba a uno de los comentaristas anónimo, por querer dárselo todo a sus hijos, y de la ley, por no ser todo lo dura que debiera; es verdad que no tienen sensación de peligro alguna cuando saben que si siendo menor matas a alguien, te meten en un reformatorio ( que es un paraiso comparado con la cárcel! según tengo entendido, hasta tienen play station...) y a los 4 ó 5 años como mucho, a la calle como si nada! cuando un menor comete un delito grave, está actuando como un mayor de edad, sin embargo, es juzgado por la ley del menor. Se me vienen a la mente las niñas de San Fernando (16 y 17 años) cuando mataron a una compañera de clase, sólo porque querían saber qué se siente al matar y ver morir a una persona, o el asesino de la catana (16 años), que mató a sus padres y a su hermana porque "quería vivir una experiencia distinta" muchos más; o un chaval que murió apuñalado a manos de un menor al que le faltaban horas para cumplir los 18 (y por tanto, va a ser juzgado por la ley del menor). Acaso estos adolescentes no actuaron como lo haría un mayor de edad? acaso a esas edades uno no sabe diferenciar el bien del mal? porque yo no me lo creo!Yo a esas edades, evidentemente tenía menos madurez que ahora con 29 años pero, sin lugar a dudas, era plenamente consciente de todas esas cosas, y de saber si lo que hago es un delito o no.

Lo cierto es que este tema da para un extenso debate y mucho más! Mientras tantos espero que el mundo no se vaya a freír espárragos...

Intentaremos contrarrestar tanta violencia con lo contrario... así que muchos abrazos y un besote fuerte fuerte para todossssss!!!!